Hierbas y suplementos para eliminar la diabetes y problemas de azúcar en la sangre

 

Diabetes mellitus (o simplemente diabetes) es una enfermedad metabólica caracterizada por hiperglucemia (azúcar o glucosa alta en la sangre), metabolismo anormal de proteínas y lípidos, junto con complicaciones a largo plazo que afectan la retina, los riñones y el sistema nervioso. La diabetes tiene un impacto significativo sobre la salud, la calidad de vida y la esperanza de vida de los pacientes.

    

Esta enfermedad se considera una creciente epidemia global la cual afecta unos 371 millones de persona con 550 millones estimadas para el 2030. Para verlo de otra manera, en Estados Unidos, donde viven más de 300 millones de personas, se diagnostica un nuevo caso de diabetes cada 30 segundos; esto equivale a 2 personas por minuto ó 120 por hora..

En este artículo vamos a ver algunas hierbas (una hierba es cualquier planta con hojas, semillas o flores que se utilice como saborizante, comida, medicina o perfume; por eso utilizo esta palabra para referirme a casi todo lo referido a los alimentos) y nutrientes las cuales son increíblemente efectivas en controlar los niveles de azúcar y tratar todos los síntomas relacionados con la diabetes. Estas hierbas son decenas, y en casos cientos de veces más asequibles que los medicamentos y los efectos adversos son casi inexistentes (con muy, muy pocas excepciones). Muchas de estas hierbas que veremos a continuación son mucho más efectivas que todos los medicamentos que existen en el mundo para las mismas funciones.

Así que: 100% natural, sin efectos secundarios y de bajo costo. ¡Ok! continuemos…

alineado al centro.

 

El sistema convencional (¡Fail!)

En el sistema convencional la diabetes no tiene cura. Aunque admiten que es una enfermedad del estilo de vida, lo que quiere decir que cambios en el estilo de vida, lógicamente, pueden eliminar la enfermedad. Como negocio (disculpa, quise decir, “solución”), manejan y mantienen la enfermedad sugiriendo y monitoreando cambios en el estilo de vida, además de ejercicios, control de peso y medicamentos (los cuales te mantienen enfermo y causan o promueven nuevos síntomas los cuales luego se tornan en enfermedades las cuales también necesitan medicación. Lo siento, pero esta es la realidad y hay que decirla.

Los tratamientos farmacológicos son indicados cuando los niveles de azúcar en ayuno exceden 140 mg/dl, o los niveles de azúcar después de comer exceden 160 mg/dl, o la hemoglobina glucosilada excede 8% (un método de medir el promedio de azúcar en la sangre durante períodos prolongados de tiempo). ¡De aquí salimos doctores!

Hay cinco clases de medicamentos orales para reducir la glucosa aprobados para el tratamiento de la diabetes. Aunque la respuesta inicial puede ser buena, los medicamentos hipoglucemiantes pueden perder su efectividad en un porcentaje significativo de los pacientes.

La categoría de los fármacos incluye sulfonilurea, biguanida, inhibidor de la alfa-glucosidasa, tiazolidinedionas y meglitinida. Estos fármacos tienen diversos efectos secundarios tal como la sulfonilurea causa el aumento de peso (un factor de riesgo en la diabetes, ¿coincidencia?); biguanida causa debilidad, fatiga y acidosis láctica; el inhibidor de la alfa-glucosidasa puede causar diarrea; las tiazolidinedionas pueden aumentar los niveles de colesterol LDL (el supuesto colesterol malo; otro factor de riesgo para la diabetes, ¿otra coincidencia?) mientras que la meglitinida puede causar aumento de peso e hipoglucemia (esta nueva condición requiere una nueva ronda de medicamentos para tratar y todos poseen efectos secundarios); entre otros.

La insulina se suele añadir cuando el control de la glucemia es subóptimo con las dosis máxima de la medicación oral. El aumento de peso y la hipoglucemia son efectos secundarios común de la insulina. El tratamiento vigoroso con insulina también puede llevar a un aumento en la aterogénesis (básicamente un riesgo de aumento de ataques al corazón, la causa principal de muerte en el mundo; después de los medicamentos). La fuente original de toda esta información esta aquí.

Vemos que muchas veces los medicamentos tienen efectos secundarios los cuales promueven las mismas enfermedades que están supuesto a remediar. Entiendo que los pacientes confíen en estos medicamentos ya que los doctores los venden como seguros y efectivos, pero no veo cómo los doctores pueden recetar estos químicos tóxicos a sus pacientes conociendo todos los efectos secundarios y los problemas que causan. De cualquier manera estamos aquí por una razón y esa razón es la alternativa, la cual puede ofrecer los mismos beneficios y en muchos casos aún mayores sin dañar nuestro organismo en el proceso.

Un medicamento sin efectos secundarios no es un medicamento. —Eli Lilly, fabricante de medicamentos (fármacos)

Síguenos en Facebook

Hierbas medicinales para controlar los niveles de azúcar y combatir la diabetes

Gracias a la literatura antigua se conocen unas 800 plantas con propiedades antidiabéticas y una encuesta etnofarmacológica indica que más de 1,200 plantas se usan en medicinas tradicionales por su actividad hipoglucémica (que reduce los niveles de azúcar). A la fecha, sólo unas cuantas se utilizan con frecuencia.

A continuación, vamos a ver algunas de las más potentes de estas hierbas para combatir la diabetes y balancear los niveles de azúcar en la sangre de forma natural.

Azadirachta indica (neem)

Esta es una planta muy, muy, muy potente. Los yoguis (no el osito; los practicantes de la Ayurveda que son expertos en yoga; el yoga es una rama de la Ayurveda) la utilizan para la salud dental por sus fuerte propiedades antibacterianas, pero además, ayuda a eliminar parásitos, hongos y todo tipo de infecciones y patógenos del cuerpo.

Para los diabéticos y aquellos que sufren con problemas de azúcar, el neem es una buena amiga. Los extractos de hoja de neem disminuyen significativamente los niveles de azúcar en la sangre y previenen la hiperglucemia inducida por glucosa así como adrenalina. La planta aumenta la utilización de glucosa, además aumenta el consumo de glucosa y la deposición de glucógeno. Incluso personas con diabetes tipo 1 han visto resultados positivo con esta planta (en combinación con otras hierbas), eliminando su uso de insulina por completo.

Puedes utilizar un suplemento de alta calidad, es de muy bajo costo y altamente efectiva. También se puede hacer té con las hojas o utilizar el aceite de forma tópica, la piel lo absorbe, pero recomiendo utilizar al mismo tiempo las hojas de forma interna para asegurarnos de recibir una dosis adecuada. Yo siempre tomo de 1-3 veces la dosis recomendada de cualquier suplemento si mi cuerpo está bajo mucho estrés (lo que es cierto en presencia de cualquier enfermedad o síntoma) y en caso de suplementos en forma de alimentos enteros, entonces consumo cuanto creo que sea la cantidad que necesite en el momento para sentirme mejor, ya que un alimento completo contiene todos los co-factores necesarios para el cuerpo procesarlo de forma eficiente y es poco probable que cause problemas, es literalmente el equivalente a comer un alimento. Cuando te sientas a comer no piensas en la dosis de lo que estás comiendo, sino que comes hasta que te sientes satisfecho.

Cinnamomum cassia (canela)

Hemos visto bastante en estos días sobre la canela, sus efectos sobre la presión arterial además de sus beneficios sobre las articulaciones, para combatir el acné y hasta la pérdida de peso. Ésta es una de las especias más potentes y conocidas del mundo, con un exquisito aroma que a nadie desagrada.

Para los diabéticos, su beneficio es más sobre los niveles de azúcar, los cuales son reducidos efectivamente por medio del consumo de canela (1-6 gramos de canela al día; menos puede funcionar), como beneficios adicionales éstá reduce los niveles de triglicéridos, el colesterol malo y el colesterol total. Estos beneficios son adquiridos por medio de un aumento a la sensibilidad a la insulina y su función como un potente antioxidante, lo cual viene con muchos otros beneficios de salud.

Trigonella foenum-graecum (fenogreco)

Las semillas desgrasadas de fenogreco contienen los alcaloides gonelline, ácido nicotínico y cumarina. Sus propiedades antibiabéticas se presentan por medio de la reducción del azúcar y del colesterol en la sangre. La fibra contenida en la semilla puede que sea parte del mecanismo por el cual esta hierba provee sus beneficios. Los estudios en lo que baso esta información no explican el mecanismo de acción, pero los resultados son concretos, las semillas de fenogreco reducen los niveles de azúcar en la sangre.

Gymnema sylvestre (Gurmar)

Esta hierba mejora el control del azúcar mejorando la producción de insulina endógena. En un estudio, 400 mg al día fue suficiente para que 21 de 22 pacientes descontinuaran su medicación para la diabetes por completo y mantuvieran controlado sus niveles de azúcar en la sangre con solamente la gymnema sylvestre… sin ningún tipo de efectos secundarios. Los 22 pacientes en el estudio demostraron mejora en el control del azúcar.

La naturaleza tiene la respuesta para la diabetes, millones de años antes de que existiera la enfermedad. Por hierbas tan potentes como ésta, es que muchas personas ni siquiera creen en las propiedades curativas de los alimentos naturales, porque en sus cabezas, las sustancias naturales que nos dan y sostienen nuestras vidas, no nos pueden curar de una enfermad (nos dan la vida y la mantienen, pero no nos pueden curar?!). Cuando lo vemos así, parece bastante ilógico este tipo de razonamiento. Mientras tanto, ¡pásame la canela!

Momordica charantia (melón amargo)

Este fruto ha sido utilizado extensivamente en la medicina tradicional como remedio diabetes. El jugo fresco del melón amargo nuevo (inmaduro) contiene propiedades que reducen los niveles de azúcar. En un estudio con animales, resultó ser más potente que el medicamento oral hipoglucemiante tolbutamida.

Nutrientes para combatir la diabetes de forma natural

Las vitaminas, grasas, carbohidratos y minerales son nutrientes que nuestros cuerpos necesitan para funcionar y llevar a cabo todas sus funciones adecuadamente. Estos nutrientes han sido investigados como agentes preventivos y potenciales tratamiento de la diabetes tipo 1 y tipo 2 y complicaciones comunes de la misma.

Éstos se diferencian de las hierbas o suplementos basados en alimentos en que son nutrientes aislados y en casos sintéticos, en el caso de no ser sintéticos (no voy a sugerir nada sintético) son 100% naturales y no vienen acompañados de efectos secundarios, al menos que se tomen cantidades exageradas *(o se mal usen) o la excepción de 1 en 1,000.

Minerales

Ciertos minerales ejercen funciones las cuales nos ayudan a combatir enfermedades metabólicas como la diabetes, pero siempre recuerda que sus beneficios no terminan aquí. Todos los elementos están relacionados en más funciones químicas en el cuerpo de las que nos podemos imaginar. Los minerales (elementos), es un área de la ciencia la cual es poco conocida e investigada y no se sabe la función de la mayoría de éstos en el cuerpo. Pero con lo poco que se sabe, podemos sacar muchos beneficios si prestamos atención. Nota: La Ayurveda tiene una rama que trata con los minerales desde hace miles de años, ellos sí conocen su función.

Cromo. Sólo escuchar o leer la palabra cromo trae a la cabeza pensamientos sobre sus beneficios para la diabetes. Este mineral está involucrado (como co-factor) en todas las actividades que regulan la insulina en el cuerpo. Sus beneficios principales para los diabéticos caen sobre el mantenimiento normal del metabolismo de la glucosa, así como mejora la sensibilidad a la insulina.

Magnesio. Un co-factor en la función de más de 300 enzimas, es uno de los minerales más comúnmente deficiente (más del 80% de la población) en personas que sufren de diabetes. Por ende, niveles adecuados de magnesio son recomendados para combatir la enfermedad.

Vanadio. Juega su rol promoviendo la sensibilidad a la insulina. Ayuda a los tipo 1 y 2, con la dosis recomendada siendo 100 mg/día para poder aprovechar estos beneficios.

Vitamina B3

La vitamina B3 es necesaria para la función normal de cientos de enzimas y el metabolismo normal de carbohidratos, grasas y proteínas; todas las fuentes principales de nutrición del cuerpo. Es más efectiva en las personas recién acabadas de diagnosticar y en aquellas que desarrollan diabetes tipo 1 después de la pubertad, éstas son quienes responden mejor al tratamiento con vitamina B3.

Los estudios apoyan la idea de que este nutriente ayuda a preservar la función de las células betas (células en el páncreas que producen, almacenan y liberan la hormona insulina).

Vitamina E

La vitamina E no provee beneficios directo sobre la diabetes, pero es un potente antioxidante (los diabéticos tienen niveles bajos de antioxidantes) y protege al corazón (la causa principal de muerte de los diabéticos).

En un estudio donde los participantes eran exclusivamente diabéticos, 400 UI de vitamina E al día redujo los riesgos de accidente cerebrovascular, infarto de miocardio y muerte cardiovascular en un 50 por ciento. Los resultados fueron tan pronunciados que los investigadores terminaron el estudio antes de tiempo para que todos los participantes se pudieran beneficiar.

No tengo que decir más nada, aparte de que la mejor fuente de vitamina E natural es el aceite de palma roja (lo menciono en todos los artículos ya que en comparación con un suplemento, éste es un alimento completo y contiene muchos otros nutrientes y todos los co-factores para que la vitamina E sea súper efectiva, aparte de que la forma de vitamina E en el aceite de palma es 60 veces más potente que la que normalmente se encuentra en los suplementos).

Omega-3 (EPA y DHA)

Otro de esos nutrientes que son demasiado buenos. Los ácidos grasos omega-3 combaten la inflamación (al igual como promueven el buen funcionamiento del sistema inmunológico), la cual está relacionada con casi todas las enfermedades crónicas y degenerativas que existen, lo que ayuda a prevenir o proteger contra todas éstas.

“Las personas con diabetes que comen pescado rico en grasas [fuente natural de omega-3] de forma regular, pueden aumentar los beneficios de pérdida de peso, mejorar el control de la glucosa y la presión arterial”. Ésto es de un estudio proveniente de una universidad Australiana.

Ácido alfa lipoico (ALA)

Un potente antioxidante -ya vimos que los diabéticos tienen problemas en esta área- mejora la capacidad del cuerpo para absorber y convertir el azúcar (glucosa) en energía (86% en un estudio) y aumenta la sensibilidad a la insulina (62% en el mismo estudio) en comparación con el grupo control. La dosis recomendada es 1,200 mg (600 mg dos veces por día).

Conclusión

Los resultados son claros y estas hierbas y nutrientes son bastante conocidos, no hay duda de su eficacia y seguridad. Existen otras miles hierbas y miles de nutrientes, los cuales sus beneficios sobre la diabetes y niveles de azúcar se pueden cuestionar, pero no éstos. Así que puedes decidir tomar de 3-10 medicamentos diferentes los cuales te van matando lentamente (no hay forma linda de decirlo) y cada vez necesitas más medicamentos y te vas sintiendo peor (esto así, porque estás empeorando) o puedes optar por alimentos y nutrientes naturales los cuales vienen de la madre naturaleza de donde nosotros también venimos, apoyan tu organismo completo, te ayudan a bajar de peso, te devolverán la vitalidad y te ayudarán a tener una mejor calidad de vida.

Sabemos bien cuál debemos elegir, ahora sólo debemos preguntarnos si queremos hacer el sacrifico, cualquiera que este sea.

La cosa más fácil de hacer en el mundo es encontrar una excusa para no hacer algo. —Dr. Jack Wheeler, The Adventurer’s Guide

Nota: Agregar los siguientes cambios al estilo de vida pueden aumentar la efectividad de estas hierbas y nutrientes decenas de veces y no requieren mucho esfuerzo:

  • Hacer ejercicios, ya sea trotar, correr u otros ejercicios físicos donde se estimula la sudoración, unas 3 veces por semana mínimo por unos 15-30 minutos.
  • Reducir la ingesta de alimentos procesados y comida chatarra, especialmente los carbohidratos simples como las pastas, pan, granos refinados y otros productos derivados de la harina (existen versiones enteras las cuales son más buenas, pero con todos sus nutrientes intactos).
  • Exponer la piel a la luz solar unos 10-20 minutos al día y hacer contacto con el suelo con la piel desnuda, es decir ‘earthing/grounding‘.
  • Eliminar o reducir la ingesta de alcohol así como los cigarrillos.

 

http://www.saludcasera.com/diabetes/hierbas-nutrientes-suplementos-azucar-sangre-diabetes/

Contenido Relacionado

Suscríbase a nuestro Boletín

Busqueda en Creadess

Nota de Creadess

"Ten presente que no busco tu aprobaciòn ni influir sobre tì, me sentirè satisfecho si a partir de ahora comienzas a investigar todo por tì mismo".....Bruce Lee

Los textos de los artìculos publicados son tomados de otras pàginas y tienen claramente indicada la fuente de origen. Nuestra intenciòn es darles una visiòn amplia y no sesgada de los hechos actuales y contribuir a mejorar su bienestar fìsico, mental y espiritual dando herramientas ùtiles y una visiòn positiva de nuestras realidades.

Los artìculos del blog son escritos por nuestros colaboradores. Somos defensores de la libre expresiòn por lo tanto no ejercemos filtros ni sesgos en los contenidos pero si aseguramos la seriedad profesional y veracidad de las personas que postean.

Sigue a Creadess

Envía un mensaje o sugerencia

Nombre (*)
Entrada no válida
Correo (*)
Entrada no válida
Mensaje (*)
Entrada no válida
Entrada no válida

SIGUENOS EN FACEBOOK

SIGUENOS EN TWITTER

NUEVOS MIEMBROS