El Papa Francisco no atrae a nadie a misa. Las cifras se siguen hundiendo

Su popularidad, innegable, sigua ahuyentando a la gente de ir a misa.
Sería injusto culparle exclusivamente de esta tremenda fuga de fieles. Que ya se daba con sus antecesores. Este Papa no ahuyenta todavía a más, lo que parece claro es que no atrae a ninguno. Se marchan solos. Con el Papa, sin el Papa, por el Papa o pese al Papa. Su línea pastoral no acerca a nadie de los que están fuera ni mantiene a bastantes de los que estaban dentro. Pues se lo debería hacer mirar.

Ese populismo pontificio es una ruina que el mismo Santo Padre está comprobando en la Plaza del Vaticano cada vez más vacía. Sin descontar a los meros turistas que allí acuden como a la Fontana de Trevi o a la Piazza Navona.

Cuando una estrategia no da resultado lo sensato sería cambiar la estrategia.
Ignoro, naturalmente, cuando terminará el Pontificado de Francisco. Eso sólo lo saben Dios y él si renunciara. Pero es posible un penosísimo balance de su ministerio petrino. Órdenes y congregaciones religiosas desaparecidas o en vísperas de ello, cada vez menos católicos practicantes y cada vez mayores, el caos invadiendo la Iglesia, pastores repudiados por sus fieles, parroquias que se cierran por falta de sacerdotes, seminarios vacíos, obispos execrados por no pocos y no amados por nadie...

No creo que un populista de libro como lo es Francisco pueda aguantar mucho tiempo esta situación creciente. Que sería manifestación evidente de su fracaso. Porque esto es ya una fuga sin tocata.
Si alguien cree que curas casados, mujeres sacerdotes, profanar el Cuerpo de Cristo, unirse a protestantes que ya no son nadie, perseguir a los fieles, casar a homosexuales que en su inmensísima mayoría no quieren para nada esa “boda”, celebrar a Lutero... es solución de algo pues que miren el éxito de esa pastoral en quienes la han adoptado. La antesala de la muerte.

Fuente:http://www.liberoquotidiano.it/news/italia/13282047/papa-francesco-messa-dati-istat-fuga-fedeli.html