Mejor salud es una decisión: Pasos para potenciar todos los métodos que usas para mejorar tu salud de forma natural

 

Hoy quiero invitarte a tomar una decisión. Esa decisión, es adquirir/lograr un mejor estado de salud. Vivir con más energía, llevar un estilo de vida más agradable y saludable. Y mejorar nuestra salud en todas  las áreas, lo que incluye mejor salud física, mejor salud mental, mejor salud emocional y crecimiento personal/espiritual. Esa es una decisión que todos podemos tomar.

 

Mejorar tu salud es una decisión personal

Te escribe Alan Santana, administrador y escritor principal de Salud Casera. Hace ya unos años que empecé a escribir aquí para ustedes, para tí, mi querido lector. Hace años que llevo compartiendo mucho de lo que he experimentado, leído y aprendido en el transcurso del tiempo, que creo te puede ser de ayuda para mejorar tu propia salud de forma natural.

Esta información está dedicada tanto a aquellos que necesitan o van a empezar a hacer un cambio en su estilo de vida, o simplemente quieren cambiar algo de su estado de salud actual, así como para aquellos que ya están en el proceso, conocen su cuerpo y se sienten mucho mejor de lo que se sentían años atrás. De cualquier manera, vas a encontrar mucho aquí que te puede ayudar a avanzar aún más.

 

Me siento muy afortunado cada vez que recibo un mensaje/comentarios, con experiencias positivas sobre los cambios, mejoras y beneficios obtenidos al utilizar las sugerencias, prácticas, herramientas y conocimientos que aquí comparto. Me siento muy agradecido por todo aquel que invierte de su tiempo para aprender sobre cómo mejorar su salud y lograr una mejor vida de forma natural. Y aunque muchos se ven beneficiados, y muchos más están ya en el camino para lograr sus metas y cambiar su estilo de vida y salud para siempre gracias a las recomendaciones compartidas en Salud Casera, algunos no obtienen los resultados que buscan. Por eso quiero compartir algunas sugerencias que te pueden ayudar a entender el porqué. Por qué algunos fallan y cómo solucionarlo. La información que encontrarás a continuación también te ayudará a mejorar los resultados positivos que puedes adquirir al utilizar cualquiera de los métodos/sugerencias que has leído en Salud Casera, y otras páginas que comparten conocimientos con el propósito de mejorar nuestras vidas.

Esta información, te puede ayudar a lograr un mejor estado de salud física, mental, espiritual y emocional, sin importar en qué etapa te encuentres ahora mismo. La puedes aplicar, con tan sólo leer, a todo lo que estás haciendo para que funcione aunque sea un poquito más, o incluso muchísimo más, de cómo va funcionando ahora.

Cómo mejorar tu salud

La salud no es sólo física; se necesita más que suplementos y unos que otros cambios físicos para lograr un estado óptimo de salud.

Hay una parte de nuestro ser que no podemos tocar, que no tiene un “lugar” específico en nuestro cuerpo, que nos permite sentir y ser quienes somos. Esa parte es nuestra mente/alma/consciencia/espíritu. Y si de verdad queremos lograr el estado de salud que merecemos, o por lo menos mejorar nuestra situación actual, tenemos que tomar la mente en consideración, utilizar el poder de la mente, para que trabaje junto con/para nosotros.

¿Conoces el efecto placebo?

Existe algo llamado efecto placebo, donde una sustancia inocua o una sugerencia puede lograr efectos positivos sobre una persona, en todos los niveles de su ser. Es decir, el simple hecho de tomar un placebo, por ejemplo en forma de una pastilla de azúcar, con la esperanza de que éste puede curar el cáncer y ver como resultado la cura. Mientras que si la persona aprende sobre el hecho de que  la pastilla era un placebo, una pastilla de azúcar, y no un medicamento que cura el cáncer, se pueden revertir los efectos curativos positivos solamente porque cambió la percepción de la realidad, cambió algo en la forma de pensar/la mente.

Existen muchos estudios y ejemplos del efecto placebo, de cómo la gente en todas partes del mundo se cura tan sólo con expectativas positivas, gracias a proyecciones basadas en resultados positivos. De hecho, las compañías farmacéuticas tienen problemas al estudiar muchos de sus medicamentos, ya que en los estudios el grupo de paciente que toma un placebo también tienden a ver una multitud de resultados positivos y cambios sobre su salud, lo que niega mucho de los posibles beneficios de los medicamentos.

Aparte del efecto placebo también existe el efecto nocebo, que es el contrario, donde las expectativas y pensamientos negativos pueden causar problemas de salud físicos, mentales y emocionales en las personas que los aplican. Es decir, si piensas todo el día que te vas a enfermar, tarde o temprano terminas con una enfermedad, incluso puedes elegirla.

Ahora, no estoy tratando de empezar una discusión sobre el efecto placebo ni de cómo funciona la mente, sino que quiero poner en tu consciencia el hecho de que en el mundo entero es algo completamente normal y común, que existe y se conoce el increíble poder que tiene la mente. Incluso sin ningún tipo de práctica, y en contra de todas las creencias convencionales y el problema presente actual, la mente y cuerpo se puede curar si logra entrar en el estado de ánimo correcto. El poder de la mente, esta es la herramienta que vamos a utilizar para potenciar todas las sugerencias que comparto aquí en Salud Casera, así que si en algún momento te chocas con alguna duda/pregunta, puedes investigar un poco sobre el “efecto placebo” y el poder de la mente, ver algunos documentales y estudios. Entenderás rápidamente y podrás continuar leyendo y aplicando las sugerencias que pronto te van a estar ayudando.

Lo importante es tomar la decisión, tu estado mental/tu estado de ánimo, tomar responsabilidad

Volviendo a la decisión. Mejorar tu salud no sólo requiere de unos suplementos y unos cuantos cambios físicos. Hay que tomar la decisión, de que se quiere lograr un mejor estado de salud. “Yo quiero y voy a cuidar mi salud. Voy a hacer/hago todo lo necesario y posible dentro de mi poder para curarme. Yo voy a hacer y hago todo lo necesario para recuperar mi salud de forma natural”.

Se puede utilizar cualquier tipo de afirmación relacionada a lo que quieres obtener para tomar tu decisión, en este caso, salud. Por ejemplo, tu decisión no puede ser algo como, “Se acabó la enfermedad” o, “Ya no voy a estar enfermo”. Ya que la intención se está poniendo sobre enfermedad y no lo que buscamos, que es salud. Así que piensa en lo que quieres, y ya estás dando el primer paso para potenciar los resultados de todas tus actividades. Hay que aplicar el cuerpo y la mente. Toda tu energía en lo que quieres lograr.

Una vez que tomas una decisión todo empieza a cambiar, empieza a cambiar tu estado de ánimo junto con tu estado mental, y ya la responsabilidad, la “culpa”, no es de nadie. Ahora eres tú misma/o que te tienes que cuidar. Lo cual es una situación perfecta, porque pusimos nuestra mente en un estado de mejorar nuestra salud de forma natural.

Ahora vamos a los pasos, vamos a ver cómo interactuar con la comida, nuestro cuerpo y los suplementos para obtener el máximo beneficio de todo lo que esas herramientas nos pueden dar para lograr cualquiera que sea nuestra meta en cuanto a nuestra salud y vida.

Antes de continuar, con la meta de lograr poder entendernos mejor, déjame decirte mi idea del significado de salud. Ya que “salud” puede significar algo diferente para cada persona, y muchos nunca se han parado a pensar qué es salud, o cuáles son sus creencias relacionada a esa palabra.

Para mí la salud es principalmente un estado físico, pero que no se limita a lo físico, que también llega a lo mental e incluso, se puede extender a lo energético/espiritual si así es deseado. “Estar en salud” puede ser algo bastante simple. Algo tan sencillo como poder utilizar tu cuerpo por cuanto tiempo quieras, cuando quieras, en cualquier situación, sin pensar en casos extremos. Salud es algo simple como poder decidir si hoy quieres comer o desayunar, así como puede ser la ausencia completa de cualquier tipo de enfermedad grave. Un estado de salud óptimo, para mí, no es ningún tipo de super-inmunidad a todo lo que existe en el suelo, agua y el aire, sino más bien la capacidad del cuerpo de adaptarse al cambio. Si viene un virus, puedes infectarte como cualquier otra persona, pero en el transcurso de varias horas a unos días estas completamente de vuelta, en comparación con alguien que necesite semanas para recuperarse y luego viva con secuelas. La salud es poder salir a correr o caminar sin importar que tan lejos esté la destinación final. Poder comer lo que quieras cuando quieras, porque sabes bien que te sabes cuidar. Salud, es saber tomar las decisiones, para que tu cuerpo, mente y espíritu puedan crecer cada día más, aumentar tus niveles de energía y hacer que tu presencia crezca cada día más y más.

Salud es, y siempre debe ser, un estado del ser que todos tenemos derecho a experimentar. Y que sin duda alguna todos tenemos las herramientas para poder alcanzar.

Alcanzando un mejor estilo de vida: ¿Cómo es el proceso?

Lo primero es que estoy consciente de la gran variedad de sugerencias que compartimos aquí en Salud Casera, desde earthing (poner los pies descalzos en el suelo), hasta cómo hacer tu propia leche/queso, sembrar tus alimentos, tomar suplementos, participar en actividades físicas, exposición solar, hasta evitar las vacunas, ingredientes tóxicos, plásticos, comida chatarra y transgénicos.

Todo esto toma tiempo. Y el proceso se puede adaptar a cada quien. El proceso siempre se adapta a tí, se puede hacer al ritmo que quieras. Y todo cae en su lugar y va sucediendo paso a paso. Pero hay que empezar por alguna parte y se puede empezar con la simple practica de tomar agua. “Yo tomo agua todos los días al despertar en la mañana”. Me tomó practica, tiempo y esfuerzo, pero ahora es algo natural que me agrada hacer y me siento bien cada vez que lo estoy haciendo. Así mismo me siento con todo lo que hago, sino no lo hiciera.

Lo que vamos a hacer ahora es que voy a explicar paso a paso cómo mejorar, utilizando la mente, los resultados que se pueden obtener de las sugerencias compartidas en Salud Casera. Por ejemplo, en el primer punto voy a explicar cómo aumentar los beneficios que obtienes de tus suplementos utilizando el poder de tu mente.

Vamos a empezar…

Cómo utilizar el “efecto placebo” para tu ventaja

Cuando pensé en escribir este artículo, la meta principal era compartir un método que utilizo para sacar mayor provecho a todo lo que hago. Una forma de crear una visión positiva que ayuda a manejar con mayor tranquilidad las cosas que hacemos, queremos y estamos supuestos a hacer. Este método aprovecha el poder de la mente ya que lo que uno piensa tiene un efecto incalculable sobre lo que sentimos cuando interactuamos con el medio ambiente. Tus pensamientos y creencias crean el resultado final de lo que decides entender de una situación que estás viviendo en un determinado momento. Si utilizas tus pensamientos conscientemente, aunque sepas o no cómo funciona, esa parte en realidad no importa, entonces puedes dirigir que los resultados vayan a tu favor. Trabajando con la mente para lograr lo mismo que con tu cuerpo andas buscando.

Esto se conoce famosamente como una conexión de cuerpo y mente.

¿Por qué los suplementos a veces no funcionan?

¿Has notado que ciertas personas tienden a obtener increíbles resultados con algunos suplementos, mientras que otros nunca pueden percibir un cambio? Existen varios factores que pueden ser parte de ésto, pero hay uno que no recibe mucha atención. Aparte de que cada quien tiene un perfil nutricional diferente, en cuanto a los niveles de ciertos nutrientes en la sangre, la duración del tratamiento, el estado de salud actual, si hay problema digestivos y de absorción, va a jugar un papel muy importante sobre los resultados que se pueden obtener, o efectos que pueden producir los suplementos.

Por último está el efecto nocebo. Muchas de las personas que no ven resultados con los suplementos tienen la flora intestinal desequilibrada, al mismo tiempo no le dedican suficiente tiempo y energía a lo que tienen que hacer y por último, tienden a tener sentimientos negativo relacionados al uso de los suplementos, o cualquiera que sea la practica natural que se está llevando a cabo para mejorar la salud pero, sin ver resultados. Pensamientos como: “¿Para qué me tomo ésto si sé que no funciona?”, “No debería gastar más dinero en esto”, “Esta vaina no funciona”, etc. No ayudan para nada.

Aparte de cualquier problema físico que pueda perjudicar la absorción de los nutrientes en los suplementos, el efecto nocebo, pensamientos y expectativas negativas, pueden frenar por completo los posibles beneficios de los suplementos. La mente, puede revertir cualquier cambio físico que estén causando los nutrientes/químicos en los suplementos, siguiendo las instrucciones de tus pensamientos. Del mismo modo, se puede conseguir beneficios con pensamientos positivos incluso sin suplementos, o utilizar los pensamientos para potenciar los beneficios de lo que sea que te vayas a tomar; no tiene que ser un suplemento puede ser un té, un plato de comida o lo que sea.

1) Antes de tomar un suplemento

Lo primero es siempre estudiar. Estudia lo que sea que acaba de llamar tu atención, para que las dudas no puedan distraerte. Una vez que tienes respuestas a todas tus preguntas, te puedes enfocar en los beneficios, ya te puedes enfocar en curarte. Otro primer paso puede ser simplemente “creer” en lo que vas a hacer, en la decisión que tomaste, y basar tus experiencias y responder tus dudas con los resultados y la información que obtienes de tu cuerpo.

Entonces, cada suplemento, cada hierba, cada planta, es una herramienta que te puede ayudar a mejorar tu salud. A mejorar tu vida, de una manera u otra. Y tienes distintas opciones para sacarle ventaja a este conocimiento utilizando tu mente.

Por ejemplo, yo tengo en mi despensa vitamina C, a mí me encanta la vitamina C, me ayuda muchísimo siempre que la necesito. Si siento queja de cualquier parte de mi cuerpo por haberme esforzado demasiado, la vitamina C con sus propiedades antioxidantes siempre me ayuda. Me alivio antes de sentirme cansado.

Lo que estoy haciendo es aplicando un pensamiento positivo a mi consumo de vitamina C, cada vez que pienso en la vitamina C un sentimiento de bienestar y felicidad se va a despertar en mí, ese sentimiento me va a hacer sentir bien lo que, en cambio, activa muchos de los sistemas que ayudan a mi cuerpo a curarse, y eso es sin contar los beneficios de la vitamina C.

Otra manera que puedes utilizar para aumentar los efectos de una sustancia utilizando el poder de tu mente, es aprendiendo en detalle lo que te interesa sobre la sustancia. En el mismo ejemplo de la vitamina C en forma de ácido ascórbico, la cual ha sido estudiada en miles de ocasiones y mostrado siempre ser muy eficaz en mejorar la salud, puedes aprender los detalles de esta sustancia que te benefician directamente.

Ejemplo. Utilizo vitamina C para mejorar mi salud visual:

  • La vitamina C mejora la visión gracias a sus propiedades antioxidantes.

  • Mejora la función de las células inmune.

  • Combate la inflamación y previene la degeneración macular.

Cada vez que voy a tomar mi suplemento, recuerdo estos detalles, para que entren en mi consciencia, y así estoy enfocando mis pensamientos en obtener lo que quiero, aplicando el efecto placebo a lo que sea que estoy tomando. Esto puede traer muchos beneficios a largo plazo de los cuales voy a hablar más adelante.

Por último, una forma de potenciar cualquier sustancia para mejorar tu salud que estés consumiendo, como un suplemento, es calmarte y respirar, respirar profundamente y concentrarte en lo que estás haciendo. Sentarte, respirar, y sentirte bien, como dando gracias por lo afortunado que soy de poder tener este suplemento, o simplemente lo increíble que es estar aquí y estar vivo. Empezar a experimentar todo lo que está pasando. Agradecer la oportunidad que tengo de comunicarme contigo.

Algo tan sencillo como eso, aunque parezca “fuera de lo normal”, puede cambiar increíblemente el efecto que tiene todo lo que interactúa con tu ser consciente. Mientras que se actualiza para tu mayor bien todo lo que pasa en tu subconsciente.

2) Una forma de interactuar con la comida

La comida de hoy en día no sólo es alimento, la comida puede ser tu amigo, enemigo, un arma, una herramienta o simplemente un placer o un problema sin resolver. No es lo mismo comer y alimentarse. La comida es algo con lo que hay que aprenderse a controlar. Hay que aprender cuál es la relación que se tiene con la comida, para resolver cualquier problema que nos esté guiando a alimentarnos como nos estamos alimentando en el momento. Muchas veces cuando una persona busca algo dulce es por alguna inseguridad, o comer para calmar algún tipo de nervio o miedo.

La comida es la herramienta principal que utilizamos para producir energía. Tenemos que aprender a alimentarnos si queremos que funcione bien nuestro cuerpo. Nuestro cuerpo consume y procesa muchos tipos de energía, desde el sol hasta el agua, los alimentos y el aire, pero si le damos basura él no entiende nada de eso, y todos los sistemas enloquecen y nuestro organismo increíblemente avanzado se empieza a dañar, y continúa deteriorándose al menos que solucionemos el problema y cambiemos la fuente de energía, volviendo a lo que siempre ha funcionado, alimentos naturales.

¿Quieres mejorar tu salud ahora mismo?, ¿quieres recuperar toda tu energía rápido, y sentirte liviano como un niño?

Sigue los siguientes pasos:

  • Si vives en la ciudad múdate en un campo lejos de la contaminación.

  • Suelta el celular y cualquier tipo de aparato electrónico. Apaga la televisión.

  • Retira todos los químicos tóxicos de tu cuerpo y sustancias perjudiciales.

  • Come sólo hojas verdes (vegetales frescos orgánicos, brotes, granos integrales, semillas) una vez al día por 4-8 semanas.

  • El resto del tiempo toma agua a temperatura ambiente, agua limpia natural.

  • Comparte parte de tu tiempo con la naturaleza.

  • Después de las ochos semanas cualquier problema grave de salud va a empezar a desaparecer, y puedes aplicar cualquier sistema alimenticio que incluya vegetales frescos, frutas, pescado, un poco de carne, vegetales marinos y grasas saludables, comiendo siempre pocas cantidades y sólo lo más limpio posible.

  • Puedes decidir utilizar suplementos.

Este método No falla. Pero hay personas, y familias enteras, que están tan ocupadas muriéndose que se le olvida que siempre tienen la opción de cambiar/curarse. Pero hay que tomar la decisión primero.

El que tiene acceso a la información tiene que sacarle provecho o sino la información no sirve de nada. En el presente hay muchos químicos en los alimentos y productos convencionales, es necesario estudiar sobre las cosas que utilizamos y estamos consumiendo. Es indispensable en la vida presente, así como es indispensable buscar dinero para comprar comida y lidiar con las legalidades de vivir en un sistema de vida moderno. A la comida hay que ponerle mucha importancia, ya que afecta todas las áreas de todo lo que hacemos. El primer paso que se puede dar es dedicarle tiempo, dedicarle tiempo a lo que vamos a consumir, ya sea estudiando el tema o el tiempo que se consume preparando un plato.

Ahora, volviendo más atrás, ¿cómo puedo interactuar con mis alimentos para sacarle el mejor provecho?

El ejemplo anterior es una forma radical de resolver un problema de salud, para alguien que ya está cansado/a y no quiere esperar un segundo más para ver un cambio. Pero la mayoría de nosotros, tenemos tiempo, y queremos adaptarnos y hacer el proceso paso a paso. Y eso lo entiendo y es lo que recomiendo.

Cambiar y mejorar la alimentación no es algo que pasa de la noche a la mañana. Tampoco cambiar los productos del cuidado personal a alternativas saludables, y eliminar todos los químicos perjudiciales que tenemos en nuestro entorno, se puede hacer paso a paso, y cada quien empieza por donde quiera. Ya sea eliminando el perfume con ingredientes cancerígenos por aceites esenciales y la crema de la cara que seca y daña la piel a largo plazo por una crema natural de MSM y aceite de coco que te revitaliza la piel al mismo tiempo que elimina las arrugas.

Con los alimentos, empezamos por lo más básico. Sal y azúcar. Lo primero es cambiar la sal refinada por sal natural, y el azúcar refinada por algún endulzante natural. Sabiendo y estando consciente que vas a conseguir mejor sabor pero, al mismo tiempo estás apoyando tu salud. La acumulación de químicos tiene que salir, pero una vez afuera el uso de sal y azúcar natural puede ser tan libre como cuando la gente se está envenenando inconscientemente (consumiendo azúcar y sal refinada descontroladamente con el consumo de alimentos procesados), pero sin los efectos secundarios.

Antes de comer, siempre detente a respirar y a dar gracias por los alimentos. Ignora el televisor y otras distracciones mientras comes, dedícate tiempo. Antes de empezar a comer, respirar profundamente mientras se cuenta hasta diez, puede calmar el cuerpo y cambiar la función del sistema nervioso periférico de simpatético a parasimpático, que es el cambio de “acción” a “relajación y descanso”, lo que es favorable para la digestión y procesamiento de los alimentos. Al mismo tiempo dar gracias ayuda a cambiar los sentimientos que causa una liberación de hormonas que trabajan para un mejor funcionamiento general de nuestro cuerpo. Todo ésto se puede adquirir fácil, y la única forma de ver los resultados es practicándolo. Sólo se obtienen ventajas de estos procesos ya que no hay efectos secundarios, se podría decir que en el peor de los casos pierdes unos minutos de tu tiempo, pero en el mejor de los casos puedes estar mejorando la salud de tu mente y todo tu cuerpo.

Mi experiencia personal me dice al 100% que poner tu consciencia e intenciones positivas en lo que estás haciendo en el momento mejora increíblemente toda la experiencia del momento que estás pasando. Con resultados positivos que incluso, se pueden ver claramente en tu cuerpo físico.

La mejor opción para comer es siempre crecer al menos una parte de tus propios alimentos, y consumir todo fresco, natural, criado sin el uso de medicamentos, transgénicos ni pesticidas. Libre de químicos raros es lo ideal. Sol y agua es suficiente. Las plantas saben criarse solas. Naturalmente, los animales también.

3) Actividad física

Lo que necesitas es actividad física. Algo que te guste. Primero, déjame decirte que no es nada nuevo lo de las sugerencias positivas y el mejor rendimiento en los deportes. Es decir, se ha estudiado bastante y se sabe que hacer sugerencias positivas, como decir “yo puedo”, aumenta el rendimiento y resultados en los deportes. Así como “visualizar” una situación una y otra vez mientras uno se ve produciendo los resultados que busca, aumenta el rendimiento y mejora los resultados en distintos tipos de deportes.

Por eso se puede utilizar pensamientos positivos mientras se hace ejercicio para crear sentimientos correspondientes que te van a ayudar a lograr las metas que quieras lograr. Aunque yo sé que el problema principal es con los “ejercicios”, por eso ahora le vamos a decir “actividad física”.

Te voy a decir el truco de la actividad física… Te tiene que gustar. Antes yo iba junto con Candy al gimnasio, y muchas veces nos organizábamos para hacer los mismos ejercicios, aunque de una forma u otra siempre resultaba un poco incómodo, lo que es lógico porque Candy es una mujer y yo soy un hombre, cada quien con una compostura física distinta, pensamientos distintos, genética distinta y necesidades distintas. Puedo hablar por ambos cuando digo que nos sentimos mucho mejor una vez que decidimos hacer los ejercicios que corresponden según nuestro cuerpo.

Lo que te quiero dejar dicho con esta historia es que tienes que elegir lo que te pide tu cuerpo. Que es exactamente lo que te va a gustar hacer. Se puede salir a correr o caminar, montar bicicleta, nadar, tenis, baloncesto, patines, pesas, crossfit y un motón de otras variedades. Elige el que te guste, alguno te tiene que gustar. Alguno se tiene que adaptar a tí. Cuando empieces a utilizar esa modalidad, no sólo apliques tu cuerpo, también puedes aplicar tu mente. Y piensa en positivo de los ejercicios que estás haciendo. “Me siento tan bien de tener la posibilidad de hacer ejercicios. Lo disfruto y mientras los hago sé que me estoy ayudando y me estoy cuidando, mi salud ya está mejorando. Mi cuerpo se está curando, está creciendo”.

Al principio, puede parecer algo un poco extraño, o puede ser que no lo sientas, pero con el tiempo, vas a ir diferenciando cómo poco a poco puedes sentir cada palabra de lo que dices, y así mismo vas a poder experimentar el poder que tiene la mente sobre tu cuerpo. Porque podrás ver los beneficios de la realidad que estás creando y mejorando tu salud, con tus pensamientos. Utilizando el poder de la mente.

Lo que estoy aquí para decirte es que tienes la capacidad y el poder de lograr todo lo que quieras. Siempre y cuando pongas todo lo que tengas, tu cuerpo, mente y espíritu en lo que haces. Claro que puedes. ¡Tu puedes. Tu siempre has podido!

Alan Santana

http://www.saludcasera.com/mente/mejor-salud-es-una-decision-pasos-para-potenciar-todos-los-metodos-que-usas-para-mejorar-tu-salud-de-forma-natural/

Contenido Relacionado

Suscríbase a nuestro Boletín

Busqueda en Creadess

Nota de Creadess

"Ten presente que no busco tu aprobaciòn ni influir sobre tì, me sentirè satisfecho si a partir de ahora comienzas a investigar todo por tì mismo".....Bruce Lee

Los textos de los artìculos publicados son tomados de otras pàginas y tienen claramente indicada la fuente de origen. Nuestra intenciòn es darles una visiòn amplia y no sesgada de los hechos actuales y contribuir a mejorar su bienestar fìsico, mental y espiritual dando herramientas ùtiles y una visiòn positiva de nuestras realidades.

Los artìculos del blog son escritos por nuestros colaboradores. Somos defensores de la libre expresiòn por lo tanto no ejercemos filtros ni sesgos en los contenidos pero si aseguramos la seriedad profesional y veracidad de las personas que postean.

Sigue a Creadess

Envía un mensaje o sugerencia

Nombre (*)
Entrada no válida
Correo (*)
Entrada no válida
Mensaje (*)
Entrada no válida
Entrada no válida

SIGUENOS EN FACEBOOK

NUEVOS MIEMBROS