Conjuntivitis: cuando el ojo escuece

 

Tienes el ojo rojo, lloroso, te pica... Es muy probable que tengas una conjuntivitis. Aunque sea benigna, esta inflamación del ojo no debe de tomarse a la ligera: es posible que haya complicaciones que pueden dañar la vista. Algunas explicaciones.

    

La conjuntivitis es una inflamación de la membrana que tapiza el párpado y cubre el blanco del ojo. Puede tener causas diferentes, en particular alergias, irritaciones, pero también virus o bacterias.

Los síntomas de la conjuntivitis

Todas las conjuntivitis se manifiestan por el ojo rojo y una visión nublada, como cuando acabamos de llorar. Sin embargo, la agudeza visual no se reduce. Según el origen de la inflamación, pueden aparecer otros síntomas que permitirían deducir la causa.

  • En caso de que sea una conjuntivitis alérgica, afecta a ambos ojos. Pican, se hinchan y están llorosos. Para tratarla, hay que buscar las causas de la alergia, la mayoría de las veces se trata del polen de las gramíneas, de los árboles o de las plantas , y tratarlas.
  • La conjuntivitis de irritación se debe al contacto entre el ojo y un producto irritante como los colirios, los productos para las lentillas, los champús, etc. Se manifiesta por tener el ojo rojo y que pica, pero no provoca secreciones purulentas. No necesariamente afecta a ambos ojos.
  • La conjuntivitis viral provoca  sensiblemente los mismos síntomas que la anterior, a los que generalmente hay que añadir un flujo claro.
  • Sin embargo, la conjuntivitis bacteriana solo afecta a un ojo. La persona que la padece tiene la sensación de tener un cuerpo extraño en el ojo, y sobre todo al despertar sus párpados están pegados por la secreción de pus.

Conjuntivitis: no confundir con otras patologías oculares

Algunos síntomas de la conjuntivitis, especialmente la rojez del ojo, pueden tener otras causas. Es importante identificarlas, porque aunque la conjuntivitis sea benigna, hay otras enfermedades más graves que pueden dañar la vista y necesitan un tratamiento urgente. A diferencia de la conjuntivitis, son dolorosas y conllevan una bajada de la visión. En concreto, es el caso de la keratitis (inflamación de la córnea), de la uveitis, (inflamación de la úvea) o glaucoma (aumento de la presión interna del ojo que se puede traducir por dolores y una disminución del campo visual).

En caso de duda, consulta rápidamente con tu médico.

Riesgos de complicaciones de la conjuntivitis

Si no se trata, una conjuntivitis nos expone a riesgos de complicaciones graves, como una inflamación de la córnea, que puede afectar a la visión. Es indispensable consultar con tu médico cuanto antes para que te examine los ojos y determine el tratamiento necesario.

Conjuntivitis: ¿qué tratamiento seguir?

El tratamiento contra la conjuntivitis depende de cual sea su causa.

Si es por culpa de la alergia, hay que buscar los alérgenos que la causan y evitar exponerse. Unos simples colirios a base de antihistamínicos son suficientes para paliar el problema.

Para las conjuntivitis de irritación, generalmente basta con limpiar el ojo para retirar la sustancia irritante. El problema desaparece en menos de 24 horas.

Como con todas las infecciones que se deben a un virus, no existe ningún tratamiento contra la conjuntivitis viral. Limpia el ojo (o los ojos) regularmente con ayuda de lágrimas artificiales y sécalo(s) con un pañuelo desechable o una compresa esterilizada. El frío aporta una sensación calmante, puedes aplicar compresas de agua fresca. Si el virus que la causa es el herpes, el médico podría eventualmente recetarte medicamentos antivirales.

Frente a una conjuntivitis bacteriana, lavar los ojos con sérum fisiológico asociado a un antiséptico es suficiente en la mayor parte de los casos. Solo se receta un colirio antibiótico para los casos más graves, con fotofobia, edema en el ojo o en los párpados, secreciones purulentas importantes y disminución de la visión.

Sin embargo, en el caso de los bebés, cualquier tipo de conjuntivitis debe tratarse con un antibiótico local. Como puede resultar difícil de administrar gotas en los ojos del bebé, existe una pomada ocular antibiótica cuya eficacia ha sido demostrada.

Precauciones que se deben tomar en caso de conjuntivitis

Tanto si es viral como si es bacteriana, la conjuntivitis es muy contagiosa. Hay que tener cuidado de no contagiarla por medio de los gérmenes. Para evitar que se propague, basta con aplicar algunas medidas preventivas:

  •  Lávate bien las manos y de manera regular a lo largo del día;
  •  No te toques los ojos;
  •  Cambia de toalla y de guante de baño todos los días y no los compartas con nadie.
  •  Cambia también las sábanas y las fundas de la almohada todos los días;
  •  Para las mujeres, tira los productos de belleza que hayan estado en contacto con tus ojos, especialmente la máscara de pestañas y evita compartirlo con tus amigas.

Si llevas lentillas, deja de usarlas durante un tiempo y ponte las gafas hasta que se cure completamente.

En todos los casos, no te frotes el ojo (o los ojos), podrías agravar la infección y correrías el riesgo de contagiar a tu entorno.

 

A. Pelletier

http://salud.doctissimo.es/enfermedades/enfermedades-vista/conjuntivitis-que-es.html#xtor=CS3-46

Contenido Relacionado

Suscríbase a nuestro Boletín

Busqueda en Creadess

Nota de Creadess

"Ten presente que no busco tu aprobaciòn ni influir sobre tì, me sentirè satisfecho si a partir de ahora comienzas a investigar todo por tì mismo".....Bruce Lee

Los textos de los artìculos publicados son tomados de otras pàginas y tienen claramente indicada la fuente de origen. Nuestra intenciòn es darles una visiòn amplia y no sesgada de los hechos actuales y contribuir a mejorar su bienestar fìsico, mental y espiritual dando herramientas ùtiles y una visiòn positiva de nuestras realidades.

Los artìculos del blog son escritos por nuestros colaboradores. Somos defensores de la libre expresiòn por lo tanto no ejercemos filtros ni sesgos en los contenidos pero si aseguramos la seriedad profesional y veracidad de las personas que postean.

Sigue a Creadess

Envía un mensaje o sugerencia

Nombre (*)
Entrada no válida
Correo (*)
Entrada no válida
Mensaje (*)
Entrada no válida
Entrada no válida

SIGUENOS EN FACEBOOK

SIGUENOS EN TWITTER

NUEVOS MIEMBROS