Quizá el término ghosting te suene un poco lejano y extraño, incluso, podría remitirte a ideas fantásticas sobre fantasmas y cosas de terror, sin embargo, aunque sí tiene algo de fantasmal, tiene como base un asunto muy diferente, así que en este artículo te explicaré en qué consiste.

Soy Francisco Martins, coach, autor y especialista en relaciones de la Academia del Amor y hoy te diré qué es el ghosting y cuáles son sus consecuencias.

Resulta que en la actualidad cada vez se adoptan más extranjerismos para denominar ciertas cosas. Por ejemplo, el uso de crush que viene del inglés y se podría definir como esa persona de la cual estás enamorado/a de forma idealizada; pues bien, de esta misma manera funciona para la palabra ghosting que significa fantasma y tiene que ver con esas personas que desaparecen cuando están en una relación de pareja.

De qué se trata el ghosting

Como te decía anteriormente, este tiene que ver con desaparecer, sin explicación alguna, de un vínculo amoroso, lo que, a su vez, está muy ligado al uso de las redes sociales y una actitud huidiza. Mejor dicho, quien practica el ghosting se encarga de borrar o bloquear todo contacto con su pareja actual sin darle explicación alguna o terminarle de manera oficial; esto sucede por muchos factores que principalmente están relacionados con la falta de criterio para enfrentar la situación, evitar preguntas incómodas y hacerle frente a las cosas.

Las consecuencias que abarca esta práctica son muy variadas, sin embargo, hay unas que son más latentes que otras y te las mencionaré a continuación:

Sentimiento de culpa

El sentimiento de culpa es una de las consecuencias que trae esta práctica, puede afectar tanto a quien desaparece porque sabe que está actuando mal, como a quien queda porque precisamente no tiene idea de por qué ocurrió esto; en otras palabras, es un mal obrar y un sentimiento de zozobra que crea malestar a cualquiera.

Incertidumbre

La incertidumbre también puede darse como resultado del ghosting, sobre todo en la persona afectada, a esa que dejan sin explicación alguna, finalmente, es alguien que no tiene la más mínima idea de por qué su pareja desapareció, así que puede imaginarse mil cosas con relación al motivo, lo cual hace que termine con una suerte de incertidumbre que claramente afecta su tranquilidad.

Decepción

El sentimiento de decepción es otra de las consecuencias de hacer ghosting, básicamente sucede porque todas las ilusiones que se tenían puestas en la relación de pareja se vienen al suelo, generando un golpe de realidad bastante amargo y con el cual hay que lidiar, de modo que los sentimientos y pensamientos de amor pasan a tornarse en desengaño.

Daño a la autoestima

Obviamente después de un acto como el ghosting la autoestima de la persona que queda se puede ver afectada ya que no tiene certeza de por qué sucedió, lo cual lleva a relacionar el acto estrechamente con algo malo en sí mismo, poniendo en duda la autoconfianza y amor propio; aunque solo es una suposición, la autoestima puede malograrse porque al fin de cuentas no se tienen respuestas claras.

Genera rencores

El sentimiento de rencor es otro de los resultados del ghosting, suele sentirlo quien es abandonado y se da a modo de defensa por la confusa situación, finalmente ¿quién no se siente molesto ante este tipo de actitud donde te abandonan sin explicación alguna?, sin embargo, debería ser algo transitorio porque para nadie es bueno llevar un sentimiento negativo.